Director de El gran carnaval (Ace in the Hole, 1951): Billy Wilder

Reparto: Kirk Douglas, Jan Sterling, Robert Arthur, Porter Hall

Charles ‘Chuck’ Tatum (Douglas) es un periodista sin escrúpulos que ha conocido tiempos mejores, pero se ve obligado a ejercer en un pueblo perdido de Albulquerque. Cuando un vecino se queda atrapado en un túnel, con la ayuda de las autoridades locales alarga el rescate para convertir el hecho en un circo y una exclusiva periodística de ámbito nacional.

El lugar del accidente se convierte en una máquina de hacer dinero, con grandes intereses económicos y personas influyentes obstinadas en sacar tajada.

Un filme que influye de forma decisiva en títulos como Mad City (Costa Gavras, 1998). De alguna manera Tatum es también el Christof que tiene metido en un agujero al pobre Truman en el Show de Truman (Peter Weir, 1998).

Al final Tatum se arrepiente de haber acabado con la vida de su ‘Truman’ (que muere de neumonía) y no de la exclusiva a los diarios carroñeros Neoyorkinos. En busca de redención intenta destapar la trama de corrupción, pero en un moralista final acaba pagando por sus “pecados”.

Wilder, pone sobre el tapete una agria y conmovedora denuncia del pernicioso y manipulador poder de los medios, aprovechándose de los más bajos instintos y la morbosidad de las masas, deshumanizadas ante los espectáculos mediáticos.