Bienvenido a www.netotem.com La página que está buscando requiere el uso de JavaScript. Si es deshabilitado intencionadamente, por favor vuelva a activarlo. # NETOTEM; critica de Arrastrame al infierno del director Sam Raimi, critica del mejor cine, criticas de las peliculas mas votadas, criticas de las mejores peliculas de la historia del cine
# NETOTEM Ocio-fun 2.0; frases, citas, chistes, cine, graffiti, libros, videos

critica de Arrastrame al infierno

Disminuir TextoAumentar texto

Arrastrame al infierno (2009)

Arrastrame al infierno del director Sam Raimi

imprimir critica de Arrastrame al infiernoDirector: Sam Raimi # Crítica: © Edgar

En asuntos de cine, suelo quejarme bastante de la mala calidad de las películas que se estrenan en verano, así como del bajón que desde hace unos años viene experimentando el cine de terror. Tenía que ser Sam Raimi quien me diera una doble alegría en la que, hasta el momento, considero la mejor película de este verano: Arrástrame al infierno.

Raimi es ahora mundialmente conocido por las películas de Spiderman, pero lo que le catapultó a la fama fue su famosa trilogía de terror Evil dead, que comprende Posesión infernal, Terroríficamente muertos y El ejército de las tinieblas, tres filmes indispensables en el género del terror.

Parece que Raimi ha querido volver a sus orígenes con esta película, cuya mayor virtud es que consigue dar miedo, algo muy difícil en los subproductos de terror juvenil de hoy en día. Este realizador nacido en Michigan domina muy bien las diferentes facetas del género y así lo demuestra en este filme: desde la música in crescendo culminada en el clímax terrorífico de turno, hasta los sustos inesperados (y bien conseguidos), pasando por aquellos momentos en los que los protagonistas de la historia comienzan a ser conscientes del lío en que se han metido.

Por un lado, Arrástrame al infierno parece un homenaje a Evil dead, ya que existen ciertas similitudes: maldiciones, posesiones, espíritus atormentados y, sobre todo, un sinfín de momentos macabros plenos de imaginación. Pero, por otro, son muchos los minutos que debe avanzar el metraje para que observemos la introducción del humor negro en el relato, algo muy típico en el Raimi del terror (el Raimi de los comics es bien diferente, desde luego). Quizá ese hecho haya conseguido que la película gane muchos enteros, ya que nadie podrá confundirla con una parodia o con una producción de Serie B. Pero también es posible que el recorte humorístico decepcione algo a los puristas de este director.

En cuanto a los intérpretes, la bella Alison Lohman (La flor del mal, Big fish), está a la altura, de forma que el público sufre sus miedos y tensiones ante lo que se le viene encima. Lo mismo ocurre con Lorna Raver (Freeway), impecable y aterradora en su rol de bruja malvada. Quien desentona en la historia es Justin Long, que parece el mismo chico parlanchín y un tanto botarate al que Bruce Willis salvó una y otra vez en La jungla 4.0 (de hecho, mejor le habría ido a la protagonista contando con el héroe de La jungla de cristal en lugar de este chavalito).

Sea como fuere, Sam Raimi os hará disfrutar de lo lindo con una película en la que hay momentos para la tensión, momentos para los sustos y momentos para la diversión, con un tramo final bastante bueno, en el que el destino es el principal protagonista. Soy consciente de que el humor tarda en arrancar, pero lo hace y en su justa medida, de forma que podríamos decir que nos encontramos ante una autorrevisión de su propio género: cine que asusta y divierte a la vez. Espero que la disfrutéis.

Utilizamos cookies para mejorar esta web. Si se continúa navegando consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información en nuestra política de cookies para obtener más información sobre las cookies y cómo gestionarlas